2/10/19

Poema de Susana Lobo Mayorga



El tigre acecha en la espesura. 
La claridad del monte 
descubre la indefensión de la presa. 

La luna ilumina 
el nacer de borbotones en el cuello. 
Ella no huye. 
Acepta el sabor dulce de la muerte 
y la visión de la Tierra 
floreciendo en sus despojos.


© Susana Lobo Mayorga
Imagen enviada por la autora del poema

5 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

así estamos a veces, susana¨: indefensos ante la presa" gran poema! susana zazzetti.

2 de octubre de 2019, 15:03  
Anonymous Pauli ha dicho...

Tu poema me trajo a la memoria la expresión francesa "mourir en beauté".
La bella muerte, en las garras del tigre,
una encarnación de la belleza.

4 de octubre de 2019, 10:57  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Sólo los poetas y las presas de los depredadores pueden soñar con una muerte dulce gran poema Susy Raúl pignolino

23 de octubre de 2019, 0:35  
Anonymous Felipa Castro ha dicho...

Susana:Solamente...los poetas pueden hablar de una dulce muerte.Breve y profundo el contenido!

24 de octubre de 2019, 17:54  
Blogger Patricia Berho ha dicho...

En manos del depredador dejarse morir , para renacer entre despojos .
Bello ...intenso.Gracias poeta

17 de enero de 2020, 18:24  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal