9/11/16

Poema de Mariano Shifman




LA VAQUITA DE SAN ANTONIO Y YO
                                 
Estamos frente a frente;
yo le opongo mis dedos
y ella intenta eludirlos.
Uo observo sus colores;
ella, como escapar.
Yo actúo de sujeto cartesiano;
ella no necesita paradigmas.
                                 
Mientras yo pienso en ella,    
por un instante me convierto en ella.

Si alguien nos observara con mayúscula
(me niego a descartar la hipótesis),
quizá vería dos insectos,
y aunque minúsculo
un solo par de alas.                               
                                 

© Mariano Shifman 

6 comentarios:

Anonymous Beatriz Minichillo ha dicho...

Qué buena metáfora!!!!
En breves líneas un poema con todas las letras

9 de noviembre de 2016, 14:42  
Anonymous Anónimo ha dicho...

ah, mariano, ¡ qué juego tan intenso ! me llenó de asombro y belleza! susana zazzetti.

9 de noviembre de 2016, 22:10  
Anonymous Anónimo ha dicho...

"Un soln par de alas" bello fimal
floralevi

12 de noviembre de 2016, 14:01  
Blogger Marìa Sonia Quevedo Hoyos ha dicho...

Lo absoluto, es un hermoso poema

12 de noviembre de 2016, 18:54  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Piadosa ironía, desde esa mirada todo lo fatuo se desvanece en el aire. Gracias Mariano.
Raquel Jaduszliwer

13 de noviembre de 2016, 15:35  
Blogger Cecilia Moncalvo ha dicho...

deviene lo que piensa. se desdobla. se desnombra. proyecta.

abrazo Mariano!,

Ce.

30 de noviembre de 2016, 16:13  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal