10/9/16

Poema de Alfredo Morelli


ese vendaval secó el río
como si quisiera,
con sus manos de operaria,
estrangular la última gota de planicie.
retorció su lecho
con justeza lavandera,
imperioso escurrir mamelucos de meandros,
ahínco de brazos
roja la conciencia
ese vendaval puso el cauce en la cima de las piedras
boca abajo el río, arena de lágrimas,
perdió lo más hondo de su agua
tendido al sol como un lagarto desparejo
optó por secarse el llanto
para que no le sufrieran:
su lejía arremangada
su jabón gerente
el enjuague de su mueca
para suavizar la esperanza.


© Alfredo Morelli

6 comentarios:

Blogger Josefina Fischer ha dicho...

Woooww!! Excelente Alfredo, siempre sorprendiendo...
El poema se escurre por su propio cauce !

Abrazoo gigante

10 de septiembre de 2016, 15:32  
Anonymous Anónimo ha dicho...

lejía, mameluco, agua. hay que tener talento para hilvanar estas palabras. para así, aplaudiendo. susana zazzetti.

10 de septiembre de 2016, 19:37  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Muchas gracias por la lectura y los comentarios!!!! Abrazo!!!!
Alfredo.

11 de septiembre de 2016, 17:30  
Anonymous betty badaui ha dicho...

El poema conmueve y las imágenes son tan originales como expresivas, un verdadero gusto leerte
Betty

13 de septiembre de 2016, 14:18  
Blogger Isabel ha dicho...

MUY BUEN POEMA, ALFREDO. ES UN TODO COMPLEJOY VALIOSO. "PARA SUAVIZAR LA ESPERANZA"
ES UN VERSO QUE ME IMPRESIONÓ.Merece un análisis profundo, pero esta es mi primera impresión. Un abrazo
Isabel llorca Bosco

15 de septiembre de 2016, 3:38  
Anonymous Anónimo ha dicho...

El vendaval de las imágenes atraviesa todas las etapas en su invasión imperiosa. Es enérgico, impiadoso, a pesar de que el enjuague de su mueca suavice la esperanza. Excelente cierre del poema. Me encantó Alfredo!!
Vilma Sastre

30 de septiembre de 2016, 22:19  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal