21/2/16

Poema de Beatriz Minichillo



Verano porteño 

Inmersa en el sopor de un lunes iniciático
prendo una vela a mi intemperie,
temblor de goces apagados
que arrastra un aire extraño.
El verano perturba con su silencio
de pájaros dormidos.
Me deslizo entre seres fantásticos,
desando amores y presagios
en cornisas de adolescencia retraída.
Camino entre pétalos secos
de jazmines difuntos
y me refugio en paraísos prestados
mientras el sol vierte su chorro hirviente
sobre las veredas de la ciudad vacía.


© Beatriz Minichillo

3 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

que buen poema Beatriz ,me encantan los tres ultimos versos ,sitúan sin duda el clima del poema,un abrazo Marizel

27 de febrero de 2016, 22:36  
Anonymous Beatriz ha dicho...

Muchas gracias Marizel. Un gran cariño

28 de febrero de 2016, 18:23  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Querida Betti, hermoso y melancólico este poema que arrastra la tristeza que sólo los poetas pueden vislumbrar en la soledad de una ciudad. Besos! Amalia M. Abaria

3 de marzo de 2016, 5:51  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal