16/8/15

Poema de Michou Pourtalé


NOCHERO 

Mientras anochece el campo verdea 
entre canto y plegaria 
un sopor puntilloso lo navega 
junto a la humedad natural del aire. 
El desparramo de flores silvestres 
como simples motas dulces 
irradia apenas en su balanceo 
sobre la espesura del mar terreno 
de las pasturas y la siembra 
entonces todo reverbera liviano 
debajo de la línea que un sol marca 
en el esmalte pulido del horizonte. 
El campo cierra sus párpados 
se adormece como un niño cansado 
cuyo cuerpo expandido en ondas 
levita al comenzar el eterno paso 
hacia la bendición de la noche.

 ©  MICHOU POURTALÉ     

6 comentarios:

Blogger Ignacio Giancaspro ha dicho...

Este poema es un regalo de paz, una maravillosa pintura del respirar del campo hacia el anochecer y coronado por un final dulcemente armónico-
Ignacio

16 de agosto de 2015, 18:10  
Anonymous betty badaui ha dicho...

Este poema sí que nos muestra la naturaleza en su plenitud y sosiego, muy bueno, me encantó.
Un abrazo
Betty

16 de agosto de 2015, 21:00  
Anonymous Anónimo ha dicho...

una hermosa y delicada descripcion poetica...abrazo michou querida



maria del mar

17 de agosto de 2015, 15:25  
Blogger Isabel ha dicho...

Maravilloso poema de serenidad y frescura donde la inocencia brilla con lo poético. Un gran beso Isabel Llorca Bosco

21 de agosto de 2015, 13:25  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Coincido con los comentarios, un remanso gozoso tu texto.

Claudio Simiz

31 de agosto de 2015, 23:06  
Blogger WALTER MONDRAGÓN ha dicho...

Un poema de signo mágico, qué bien, siento que me hacia falta respirar una atmósfera así
gracias

9 de septiembre de 2015, 13:24  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal