26/5/18

Texto de Romina R. Silva



ESA PRIMAVERA EN QUE ESTABAS

                               A mi padre

La planta de la vereda florecida en rosa, pompones de aire jalaban el amor a otras latitudes. El reloj descontaba el tiempo como pétalos a la margarita, y yo fluía, estable, en algún momento, como un canto prolijamente realizado. Eran días de sol. Escuchaba el trinar de los pájaros al abrir la puerta, y cada paso hacia el patio era un reencuentro con la infancia. Pienso, cuántas miles de veces atravesé el camino a casa, y aparece lo incontable. La vida es el recorrido.

© Romina R Silva

7 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Romina, con tu poema recordé momentos, recuerdos simples y sanos, te agradezco que lo hayas compartido.
Un abrazo.
Betty Badaui

27 de mayo de 2018, 23:50  
Blogger Isabel ha dicho...

Hermosísimo texto, Romina, donde se entra y se sale y se deshoja el tiempo con un candor primaveral. Un gran beso. Isabel Llorca Bosco

28 de mayo de 2018, 19:35  
Blogger norma ha dicho...

Oh, el padre...la infancia..."la vida es el recorrido"...sí!

28 de mayo de 2018, 19:43  
Blogger Pato Berho ha dicho...

Así es, tal lo expresas, con lo vivido ...disfrutado...amado,g gracias amiga 💕💞💞💞

30 de mayo de 2018, 0:40  
Blogger Adela ha dicho...

Lo bueno, haberte dado cuenta. Bello.

3 de junio de 2018, 20:14  
Blogger Nerina Thomas ha dicho...

Lo bueno, es darse cuenta. Ver la vida siendo testigo.

1 de julio de 2018, 16:19  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Gracias por sus palabras, abrazo.

Romina R Silva

8 de julio de 2018, 22:25  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal