9/5/18

Poema de Susana Zazzetti





la lluvia de las cinco 
llega puntual 
como el afilador que silbatea 
mi calle      a las cinco. 
un arrastre de barro y de peces 
salmodia el cansancio 
de la cuadra. 
en la casa 
cada uno tiene 
la ceguera del carbón en sus ojeras. 

¿ quién arrancará del olvido 
los pasajes de infancia 
de otros días? 

el agua carcome las paredes 
de afuera. 
y a nosotros 
     las láminas de adentro.


© Susana Zazzetti

10 comentarios:

Blogger Rolando Revagliatti ha dicho...

Muy buen poema, querida Susana.

R.
www.revagliatti.com

9 de mayo de 2018, 12:41  
Blogger Isabel ha dicho...

HERMOSÍSIMO POEMA, SUSANA. Lo carcomido permkanece. Así, el recuerdo. Besitos Isabel

9 de mayo de 2018, 15:00  
Blogger Elisabet Cincotta ha dicho...

Belleza en este poema, ritmo, dolor, poesía.



Abrazo
Elisabet

9 de mayo de 2018, 18:44  
Blogger Noemí Correa Olivé ha dicho...

Tremendo poema, Susana, cala hondo!!! Felicitaciones, poeta!! 😘😘⚘

12 de mayo de 2018, 13:27  
Blogger Adriana ha dicho...

Hermoso poema de la nostalgia. Imágenes bellísimas. Un abrazo. Adriana Maggio (Dirbi)

12 de mayo de 2018, 14:15  
Anonymous Anónimo ha dicho...



Nostalgia en carne viva, tu poema.

Un abrazo,

Alicia Márquez

13 de mayo de 2018, 11:10  
Blogger LIDIA CARRIZO ha dicho...

Sin palabras!... nuy buen Poema!...

17 de mayo de 2018, 21:00  
Blogger Clelia Bercovich ha dicho...

Difícil resulta desprenderse del carbón, que todo lo impregna, sin embargo, cuando el carbón era más protagonista, en los hogares y las fábricas, en los trenes y los barcos quizás la gente se reía más, también había tragedia, lógicamente, ahora hay más tecnología y más plástico y una infelicidad marcada para cada uno, así me lo parece.En aquéllas épocas cabía una ilusión . Por supuesto y como siempre un poema muy bien escrito.
Abrazo


Clelia

19 de mayo de 2018, 16:40  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Pero qué bueno, querida Susana, ese pasado ,el presente y este poema que llega hondo.
Un abrazo.
Betty Badaui

21 de mayo de 2018, 20:45  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Bello poema, Susana. La lluvia como conexión entre el ayer y el hoy. Abrazos.
Rosa Lía

26 de mayo de 2018, 14:58  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal