17/5/16

Poema de Nilda Barba


atrás quedó
la travesía de pies yermos
bebió apenas
nubes con sabor a sal
nieve negra hubo
silencio
en los días
de gigantes
paradojas
sobre su pecho roto
hubo viento
giró loca la rosa
(remolino de agujas)
bañó ojos de piedra
restregó su contorno su adentro
hubo relámpagos y un brillo
hubo
un crepitar

© Nilda Barba

4 comentarios:

Anonymous jorgepablomoreno. ha dicho...

Hondo, y bien construido. Gracias por este poema.

17 de mayo de 2016, 15:03  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Bravo...

abrazote

Cynthia Rascovsky.

20 de mayo de 2016, 14:28  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Nieve negra....silencio en los días de gigantes paradojas... hubo, en ese ambiente.... un crepitar... y nosotros en el medio... GRAcias Nildin, querida!! UN abrazo enorme! Isabel Krisch

30 de mayo de 2016, 0:23  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Poema con imágenes originalísimas que nos lleva a un mundo de desgarro y de dolor. Pero hay esperanza! Abrazo! Amalia M. Abaria

5 de junio de 2016, 18:35  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal