15/4/16

Texto de Martha Goldín


La madre mece la cuna. De pronto lo alza.
Él es tibio y dulce como la miel.
La madre  lo sabe . Lo siente.
Se levanta y lo acuna mientras canta muy suave.
La madre piensa que un día será grande y se irá lejos.
¿Por qué piensa eso la madre?¿Qué intuye ?
De pronto cae la noche, las sombras avanzan sobre la ciudad
El tiempo  también .
La madre está sentada, con las manos vacías y una extraña tibieza en el corazón.


© Martha Goldín

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal