20/4/16

Poema de Aníbal Silvero


Se te ha dado la virtud de convertirte en viento
Nadie hoy te ve, pero todos te sienten
Te advierten las mujeres en otoño
desde tu brisa proyectas el perfume de sus risas
Ayer vi un niño colmarse de felicidad
al percibirte
Y a una hormiga midiendo tu bravura
Sólo aire en movimiento,
dicen los hombres mediocres
cuando marchan por las rutas de cemento
Sin inmutarte, tú sigues tu camino al infinito.


© Aníbal Silvero

1 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

" el perfume de sus risas" bello
flora levi

26 de abril de 2016, 23:33  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal