24/1/16

Poema narrativo de Mónica Cazón


Golpe bajo

se repite tu voz que nada le disgusta, pura risa y hortensias que comenzaste a detestar luego del engaño. Quién iba a suponer que esas flores silvestres en la corteza de los árboles, denunciaban la primavera de tu lágrima. Joven y madura, como el azafrán, que nace rápido y al poco tiempo se marchita. Y  las estatuas que rodaron por la plaza principal, al lado de la calesita y sus vueltas, que sin embargo, no nos hacían olvidar la herida mortal. Justo cuando la muchacha alejandrina se borraba de tu rostro y éramos un montículo de gente, creyéndose feliz. 


© Mónica Cazón
Foto: Gustavo Tisocco

1 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

"la rosa del azafrán", su belleza. la brevedad y la revelación. Abrazo. PAOLANTONIO

28 de febrero de 2016, 16:44  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal