10/3/20

Poema de Silvia Mazar



En qué playas murieron
aquellas olas
que bañaron los pies del niño tierno,
del niño que dejó en la arena
el motor de su inocencia

En que playa recaló la barca
repleta de peces caídos de la luna,
en qué ola quedó acurrucado
mi gozo
aquel que quise regalarme este verano

Quién se llevó la sal sobre mi cuerpo,
quién se robó mi sol extraordinario


 © Silvia Mazar

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal