22/6/18

Poema de Leny Pereiro



PROFECÍA 

Anoche tuvo un sueño.
Un patio enorme de baldosas vacías
que se iban llenando de una nostalgia que,
al despertar, consideró inútil.
Le alcanzó para decidirse.
Puso proa al sol y,
aún a riesgo de que se le incendiaran los pasos,
avanzó con la mirada en alto y los pies desnudos.
Un viento helado lo apuró por retaguardia,
pero no flaqueó.
Lo tomó, casi, como un impulso necesario.
Como una forma de barrer la nostalgia. De diluirla.
Y de que el Este, finalmente, se volviera imprescindible.
De pronto reparó en los demás.
En todos los demás. Con la mirada en alto y los pies desnudos.
Con la nostalgia disuelta en ese viento helado que,
aunque arremetiera, no conseguía derrotarles la marcha.
Y se congratuló en silencio.
Por fin, había tomado la decisión correcta.

© Leny Pereiro
Imagen enviada por la autora

3 comentarios:

Blogger Adela ha dicho...

Cuánta fortaleza!

24 de junio de 2018, 17:19  
Anonymous Alicia ha dicho...

Poemazo... Leny . Las imagen es...ayudan a los pasos a conversirse en el destino .

24 de junio de 2018, 20:00  
Anonymous Anónimo ha dicho...

es un muy buen poema, me encanta su enunciación en segunda persona.
W.M.

14 de julio de 2018, 21:52  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal