19/5/18

Poema de Isabel Llorca Bosco



ÁRBOLES IMPRESOS 

Nudo de emociones 
tiritan, tiran y buscan otro centro: 
reloj endurecido que duele cuando late 
y es preferible ver.  
Como no tengo el talento de Emily DickInson 
ni  el apremiante impulso de esconderme, 
viva preciso ser leída 
y no solamente por psicólogos. 
Cada vez me vuelvo menos incluyente 
(aunque suene como suene y mi mundo a nadie excluya) 
Milenios, años han ampliado el sentido de “prójimo”, 
más fácil de querer porque no lo tenemos encima. 
Ser leída por los que saben del trabajo de lectura  
que abre el abanico del prisma, 
unos dos, tres o más desasosiegos  de viento. Dispersión 
que difunde. Que desarma y arma y descubre  textos. 
Abanico que propague este clima mío. Quisiera construir 
un árbol de fuego cuyas hojas no cayeran en vos igual que las cenizas. 
La soledad ha afectado mi naturaleza 
desde mi nacimiento exigente  hasta hacerme recitar 
“que yo me casaré con Aqueronte”. Todavía 
debo conseguir  la luz cálida 
y difusa, con el foco oculto. 
El grito de un hallazgo en cierto escrito 
como ecos de nuevas escrituras y voces superpuestas. 
Incansablemente buscaré 
con mi poema, con mi historia y cuanto amo, 
ser aceptada. 
Tal vez  entre frases leídas cuya “terrible belleza” haga tolerar lo siniestro.                      

                                                                                 
© Isabel Llorca Bosco
Imagen enviada por la autora

4 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Descarnado poema en la necesidad de subsistir del artista: hoy frente a los milennials, ayer frente a la historia que ya es pasado. Abrazo. Inés Legarreta.

20 de mayo de 2018, 9:27  
Anonymous Anónimo ha dicho...

y no puedo no usar tus propias palabras, isa: " terrible belleza" en este poema que habla de angustia, y búsquedas. yo te incluyo en la lista de grandísimos poetas. susana zazzetti.

20 de mayo de 2018, 13:55  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Es tan intenso, comenzando por el título, y ese árbol de fuego, que seguro tiene raíces tan profundas para "nuevas escrituras" en la que existes Isabel, con tu historia y tu talento.
Abrazos.(Sigo aprendiendo)
Anahí D.B.

21 de mayo de 2018, 20:59  
Blogger Noemí Correa Olivé ha dicho...

Isabel, gran poema, gracias!!!!

22 de mayo de 2018, 0:26  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal