7/4/18

Poema de Patricio Emilio Torne



NOS REMITIREMOS AL CENTRO DE LA RABIA 

Dejó unos poemas
de esos que resisten
la ley de gravedad
y el viento estará llevando
de la montaña al mar
sin más estridencia
que el peso de una tierra
seca y dura
convertida en jardín.
Los dejó como quien deja
un estudio entre las contradicciones
del polen y las alergias o aquel
que habla sobre frutas ricas en vitaminas
de los países en vía de desarrollo.
Chiquitaje, poca cosa
ante los problemas de la humanidad.
Pero esos poemas
bien que curarían el alma de muchos.
Así estamos,
con la belleza
ungiéndonos las alas
en las puertas del mismo infierno.
Ahora
cuando los ciruelos están en flor
y el paisaje es todo suavidad.
Ahora cuando hay una brisa
trayendo los perfumes
que creíamos perdidos
y el tiempo parece demorarse
con el sol al hombro. 

Sabemos que no hay escritura
ni canción capaz de alejar
los designios de la muerte
apenas nos queda la confianza
en esos frutos que vendrán
después de los azahares.

Algunos nos remitiremos
al centro de la rabia
para sacudirnos todo gesto de resignación. 


© Patricio Emilio Torne

11 comentarios:

Blogger Marìa Sonia Quevedo Hoyos ha dicho...

Tal cual, cuanta complejidad en los tiempos de este planeta cambiante. Impactante.

7 de abril de 2018, 15:45  
Blogger Liliana ha dicho...


Me gustó,mucho. Me hizo pensar y siempre rescato los poemas que me hacen reflexionar. Hay muchas verdades entre los versos.

Lily Chavez

7 de abril de 2018, 19:32  
Blogger Patricia Corrales ha dicho...

felicitaciones por el poema, me gusto mucho
saludos
Patricia Corrales

7 de abril de 2018, 23:19  
Blogger Carolina Rojas ha dicho...

Me llevo al centro de la rabia para sacudir todo gesto de resignación...que gran reflexión tiene esos versos!

8 de abril de 2018, 11:13  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Siemore tanto en tus letras.

8 de abril de 2018, 11:42  
Blogger Nerina Thomas ha dicho...

- para sacudirnos todo gesto de resignación -

8 de abril de 2018, 20:54  
Blogger graciela noemí barbero ha dicho...

Poema para sacudirnos de realidad. Muy bueno
Un abrazo Graciela Barbero

12 de abril de 2018, 21:12  
Blogger Ricardo Juan Benítez ha dicho...

En este día tan aciago, donde las bestias de la guerra andan sueltas haciendo de lo suyo, tú poesía suena premonitoria... pero tal vez no tanto conociendo la Historia. Con esa rabia contenida vemos que no, nada, ni la poesía sirve para detener a las bestias.

15 de abril de 2018, 18:58  
Blogger Silvina Vuckovic ha dicho...

Ha sido un gran placer leer tu poema, Patricio. Muchas gracias

15 de abril de 2018, 23:32  
Anonymous Anónimo ha dicho...

si, buen poema, es duro y nos sacude, la rutina vence la vida y apaga la luz.

Gracias.
W.M.

22 de abril de 2018, 17:22  
Blogger mariel monente ha dicho...

Bienvenido sea el poema que nos salve de la resignación!

24 de abril de 2018, 23:52  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal