4/4/17

Poema de Jorge L. Carranza

  

UNA SOLA 

Me queda una sola bala.
La bala de plata.
No tengo mucho tiempo
 y no hay margen de error.
Cada  segundo cuenta.
La pólvora en chimangos
ya la gasté.
Elijo la poesía.
Mi bala de plata.
Es ahora o nunca.
Debo volver a nacer.
Sube por el cuerpo
una serena alegría.
Apunto.
Apunto bien.
Y me disparo.


© Jorge L. Carranza

4 comentarios:

Blogger tere mimi gerez ha dicho...

Qué buen poema! muy original y certero en su estructura. Dio en el blanco.

9 de abril de 2017, 17:49  
Blogger claudia tejeda ha dicho...

gracias a Dios que sus balas dan vida!

besos

Claudia

10 de abril de 2017, 19:43  
Blogger maria montserrat Bertran ha dicho...

Qué original tu puntería!...en la palabra justa y en la serena alegría,

Un abrazo

14 de abril de 2017, 20:03  
Blogger Olga Liliana Reinoso ha dicho...

"Arma cargada de futuro". Excelente metáfora, mucha connotación.

15 de abril de 2017, 21:14  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal