21/5/16

Poema de Edna Pozzi




Ahora que el tiempo está en los nidos tibios de los robles
y cada cosa busca su sepultura en el bosque
cerca de las lilas o de un espejo de agua que simule el mar
ahora ya nadie recuerda que fui una muchacha
con olor de salvias en el crepúsculo
una muchacha que jugaba con la muerte
para cobijarla en su delantal rosa
ya nadie recuerda la dificultad de correr con ese cuerpo joven
herido por una bala en la frente
y de ese corazón perforado por siete tumbas
que la muchacha que fui cubría con guirnaldas de rosas amarillas

Nadie recuerda que entonces la música se organizaba alrededor de mis ojos
como si lo que mirara fueran sonidos y no contornos oscuros de las cosas
pero sí recuerdan la persecución a través de las hojas heladas del otoño
los miles de seres que llevaba atados a mi cuello
como medallitas de oro o ajorcas de metal brillante
recuerdan que pasó sólo un instante
(y el tiempo aún bailaba con pies ligeros en mi cintura)
bastó un solo instante y la muchacha que fui cayó en la escarcha de la tarde
sobre pieles de conejo y dientes de lobo
y aún está allí con su carga de seres pálidos que nunca nacieron
escarnecida por la turba que pisa su cuerpo y sus venas frágiles
sin caer en la cuenta que la muchacha que fui
tiene cabellos blancos que le llegan a los tobillos
y sobre su rostro masacrado, a veces, muy de vez en cuando,
planea una mariposa azul.


© Edna Pozzi

21 comentarios:

Blogger Sandra Pien ha dicho...

Maravillosa siempre la poética de Edna Pozzi.

Un poema brillante sobre el paso del tiempo y la belleza.

¡Gracias!!!

21 de mayo de 2016, 15:02  
Blogger Adriana ha dicho...

Maravilloso texto, que poetiza el dolor con altura estética estremecedora. Me gustó muchísimo. Tiene imágenes de enorme fuerza y originalidad. Un beso grande. Adriana Maggio

21 de mayo de 2016, 15:48  
Blogger Marta Raquel Zabaleta ha dicho...

Una nueva exporesion original y emotiva de una gran poeta que revisa su exustencia.. Gracias, Gus!Besos.

21 de mayo de 2016, 17:12  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Oh, qué belleza, como todo lo que escribe. Muchas gracias.
Juany Rojas

21 de mayo de 2016, 22:04  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Maravilloso texto que engalana. Cariño abrazado. Mary Acosta

22 de mayo de 2016, 2:28  
Anonymous Anónimo ha dicho...


Claro que se nota el oficio de poeta en este gran poema, juegos de posibles, música verbal, imágenes insólitas y poema y contrapoema, creo que es un gran acierto.
W.M.



22 de mayo de 2016, 14:06  
Blogger Romina R Silva ha dicho...

Excelente poesía, pasa el tiempo, el vuelo sobrevive en tus letras.

22 de mayo de 2016, 16:29  
Blogger Teresa Gerez ha dicho...

Precioso recorrido poético de una vida.

23 de mayo de 2016, 10:41  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Gran poesía, gracias Edna!!

23 de mayo de 2016, 17:21  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Solo un instante....y luego la nostalgia, Gran poema¡
Sonia Rabinovich

23 de mayo de 2016, 17:47  
Blogger Josefina Fischer ha dicho...

Muy hermoso.. Nos anida y envuelve para tirarnos al crepúsculo con la mariposa en la mirada

24 de mayo de 2016, 10:39  
Anonymous MARIA LUISA MARQUEZ ha dicho...

Los símbolos de tu poesía engalanan las páginas !!!!! tengo tu libro "ALABANZA DEL TRISTE DE FUROR" Y HACE UNOS DÍAS LEÍ POEMAS TUYOS EN UN TALLER QUE DÍ EN CAMPANA, TE ADMIRO Y TE ENVIO MIS CARIÑOS María Luisa Márquez.

24 de mayo de 2016, 21:49  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Maravilloso .Bello!!!!!!!!
flora levi

25 de mayo de 2016, 20:53  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Muy buen texto, Edna, evoca con intensidad y belleza, nos emociona y acerca.

Claudio Simiz

25 de mayo de 2016, 22:17  
Anonymous Anónimo ha dicho...

La intensidad de estas imágenes, lo doloroso del mensaje que descarna el tiempo que pasa y nos deja los cabellos largos que nos llegan hasta los tobillos, la reminiscencia de todo lo que fue/fuímos en otras épocas donde la juventud nos hacía fuertes y ganábamos el mundo sólo con estar y persistir... con las locuras de ser una "muchacha con olor a salvias en el crepúsculo, (...) herida con una bala en la frente"... y tantas cosas más... Estas palabras y su sentido me han conmovido hasta las lágrimas...yo, que también me siento con el rostro masacrado, cuando en el mío ni siquiera una mariposa azul...........Gracias por este poema, Edna Pozzi....Isabel Krisch

29 de mayo de 2016, 22:59  
Blogger Liliana ha dicho...

El placer de leer tan bella poesía, la presencia de Edna cayendo sobre nosotros como una lluvia persistente.

Lily Chavez

30 de mayo de 2016, 9:18  
Anonymous betty badaui ha dicho...

Siempre magnífica la poesía de Edna.
Un gran abrazo
Betty

3 de junio de 2016, 12:44  
Blogger Leonor Mauvecin ha dicho...

Conmovedora y profunda como siempre Edna Gracias por ese don

4 de junio de 2016, 18:01  
Blogger Nerina Thomas ha dicho...

Una vida en cada línea, verso. Una historia, un lujo leerla siempre.
Cariños Edna!!

12 de junio de 2016, 1:38  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Bello poema. La realidad y lo onírico en espacios trenzados, vigentes. Me gustó mucho. Edda Sartori

13 de junio de 2016, 14:04  
Anonymous Anónimo ha dicho...

altísima poesía... alta poeta de siempre! PAOLANTONIO

25 de junio de 2016, 18:19  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal