3/11/13

Poema de Marta Zabaleta


Renacer del Che Guevara 

Lloran de mi jardín las hojas muertas, aun calientes, y pasando mis dedos por los labios, me repito su nombre.
Vuelve el eco, y silenciando los ruidos de la muerte, me trae sus palabras.
Quedaron entroncadas en las cañas de viñas jugueteando en los brincos de otra aurora. Transmutándose de río en cordillera, de pampa en isla y esperanza.
Suya es la calidez que habita bajo todos los suelos.
Un cuerpo vacío acompañó al cortejo. No lo vencieron porque ya estaba ausente.
Tejía con otro pueblo su próxima pelea.
Y como las hojas muertas que se vuelven verdes, siempre renace. Como un recuerdo
que nos abona mundos nuevos.


13 comentarios:

Blogger Marta Raquel Zabaleta ha dicho...

Muchas gracias,Gustavo,por publicar mi poema.Lo pondré en mi muro de FB con tu dirección, como lo hago todos los meses. Abrazos.
Marta

3 de noviembre de 2013, 19:14  
Anonymous Anónimo ha dicho...

creo que no nos abandonará nunca, ni en santa clara, ni en bolivia, ni en villa maría, ni donde esté tu palabra." el sol de tu bravura le puso cerco a la muerte". cantalo, marta. abracito. susana zazzetti.

3 de noviembre de 2013, 22:07  
Anonymous Anónimo ha dicho...

¡Qué hermoso tributo, Marta! Y es verdad que los grandes nunca mueren porque siempre está en nosotros con sus obras.
Aplausos, bises y besos
María Rosa León

4 de noviembre de 2013, 0:20  
Anonymous MILAGROS RODRÍGUEZ ha dicho...

Con tu tributo estás regando su tierra Marta

4 de noviembre de 2013, 11:03  
Blogger Marta Raquel Zabaleta ha dicho...

Un sbrazo, estrellas de nuestro firmamento esperanzado: Susana,
María Rosa, y Milagros,

besos y gracias
Marta

4 de noviembre de 2013, 22:09  
Blogger Elisabet Cincotta ha dicho...

Muy buen poema homenaje que siempre renace.

Abrazos
Elisabet

5 de noviembre de 2013, 19:29  
Blogger Marta Raquel Zabaleta ha dicho...

gracias por tu lectura y por darme tu sabia opinión, que ojla me merezca,Elizabeth.
Abrazo
Marta Zabaleta

8 de noviembre de 2013, 22:13  
Blogger Adriana ha dicho...

Muy bueno, Marta. Un poema lleno de emoción y de ternura. Me conmueve eso de que se silencien los ruidos de la muerte, es una hermosa imagen. Un abrazo. Adriana Maggio

8 de noviembre de 2013, 23:17  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Querida Marta:
En tu poema-homenaje hay un gran lirismo,por ejemplo, ese:"Lloran de mi jardín las hojas muertas"que se corresponde con el final,con
lo que como la naturaleza y las hojas "siempre renace", en esos "mundos nuevos" cuya esperanza justifica nuestra existencia.
Un poema que emociona como ese "Suya es la calidez que habita bajo todos los suelos". Un abrazo Irene Marks

9 de noviembre de 2013, 20:35  
Anonymous betty badaui ha dicho...

Los grandes seres siempre están y esta es una muy buena forma de decirlo. Abrazos
Betty

9 de noviembre de 2013, 22:11  
Anonymous normagianico ha dicho...

Tejía con otro pueblo su próxima pelea ... Brillante !!!

13 de noviembre de 2013, 19:04  
Blogger Marta Raquel Zabaleta ha dicho...

Susana Zazzetti por tu csi increíble comentario. GRACIAS, y un fuerte abrazo, maestra.
Marta Zabaleta

15 de noviembre de 2013, 14:40  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Un homenaje pleno de lucidez y pasión. No hacía falta que me lo recordaras para tenerlo presente pero es tan notablemente bella y precisa tu evocación que le agregaste sentido y fuerza al recuerdo de ese ser que simboliza la esperanza. Gracias, querida Marta.

Jorge Luis Estrella

29 de noviembre de 2013, 22:02  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal