21/9/16

Poema de Javier Saleh


“Porque hay algo peor que se te muera un hijo.
y es que se te mueran dos”

CÉSAR S. BLANCO
Dios es el hombre menguante de Dios

La nuca de Edipo en el espejo 

(En el nombre de Hobbes)

En escultura, una roca no es una roca
y el mayordomo no siempre es el asesino

dentro de la montaña
está la caricia sobre el hombro de barro
las rodillas moldeadas del amor
vaciado de forma.

Todos somos culpables hasta demostrar que Dios es inocente.

Se elige por amor un paro cardíaco
se elige la muerte por extrañar lo muerto

se esculpe la sangre
con la mano llena de roca
sólo el cincel sabe la diferencia
entre el agua y la sed

el daño colateral de creer
tiene forma de hijo
un Sísifo peón que arrastra muebles

la buena nueva haciendo de poli bueno
el quinto mandamiento en veremos
un ruido a desierto en el fondo de toda agua
matar al cordero no es nada personal (no podría)

por eso los camellos de Herodes
no comen pasto para Reyes
no hubiera sido taquilla
un cordero en la cruz

Abraham no oyó el aullido de Dios
la imagen y semejanza vendrían después
igual que en la ruta los autos:
elegir la pared antes que la cornisa. 


© Javier Saleh

2 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

la observación personal en mixtura con lo social muy bien logrado. susana zazzetti.

22 de septiembre de 2016, 10:00  
Blogger Nerina Thomas ha dicho...

Impecable.
Graciasssss
Un abrazo

31 de octubre de 2016, 0:10  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal